Saltar al contenido
culturamaya.info

Historia de los Mayas

dibujo pirámide maya

Origen de los mayas

La cultura maya nos dejó parte de su historia grabada en sus grandes pirámides y templos, sus magníficas estelas, en numerosas obras de arte y en algunos libros que han llegado a nuestros días, como el llamado Popol vuh, uno de los más importantes donde relatan el largo viaje de los mayas desde su origen hasta alcanzar su destino.Popol Vuh, libro de la cultura maya

El año de la creación y del origen de los mayas se remonta al 3114 ac. Según una de las teorías, el pueblo maya era originario de la Polinesia, concretamente de la isla de Bali, de donde emigraron por algún cataclismo natural. Desde allí los primeros mayas cruzaron el Océano hasta la isla de Pascua y pasaron al continente, donde siguieron el curso de los ríos hasta la región de Mesoamérica, donde se establecieron.

Existe también la creencia de que podían tener sus orígenes en China. Al caer la dinastía Shang, muchos chinos afines a ellos, tuvieron que escapar, probablemente en barcos  siguiendo la corriente natural marítima que une Asia y América, atravesando el Pacífico.

Otra teoría bastante aceptada, nos dice que los mayas originales cruzaron el Atlántico por el estrecho de Bering durante la última glaciación y continuaron por el territorio Americano hasta llegar a la ubicación geográfica de los mayas actuales.   

Los expertos en este Imperio han dividido la historia maya en tres períodos: principales: Preclásico, Clásico y Posclásico. Además se consideran dos periodos complementarios:  período arcaico (8000-2000 a c) y otro de contacto y conquista española (1511-1697 dc).


Periodos de los mayas

Periodo Preclásico (2000 a. C.-250 d. C.)                              

Los restos arqueológicos más antiguos de asentamientos de la cultura maya,  fueron hallados en Cuello (Belice) y están datados alrededor del 2600 AC, en el conocido como periodo arcaico.

En este período los mayas desarrollaron el lenguaje, lo cual les permitió relacionarse de una forma más fluida y eficiente, sentando las bases para su posterior desarrollo como sociedad y cultura.

Otra característica de los mayas en este periodo fue que convierten la agricultura en su actividad principal, por eso es también llamado “período agrícola”. Los mayas cultivaban principalmente maíz, frijol, calabaza, cacao y chile, productos esenciales  para su alimentación y para el posterior intercambio comercial. Otras actividades que complementaban la alimentación de los mayas eran la recolección, la caza y la pesca, las cuales servían también para el incipiente comercio.

Otro punto destacable de este periodo es el inicio del desarrollo de la religión maya, basada en el culto a los muertos, en la vida más allá de la muerte y la vida espiritual. Nacen los diferentes dioses mayas que representan diferentes aspectos de la vida cotidiana y que adquieren gran importancia en todas las facetas de la civilización.

En los yacimientos arqueológicos se han encontrado diferentes artesanías mayas, como restos de cerámica y figurillas de barro cocido, lo que indica que ya estaban establecidas y constituidas las primeras sociedades sedentarias en forma de pequeñas aldeas o poblados, los inicios de lo que sería en Imperio maya.

En el llamado Preclásico Medio se empezaron a desarrollar las primeras grandes ciudades mayas, con organizaciones sociales y religiosas mucho más complejas. En ellas se construyeron los primeros grandes templos y pirámides de la cultura maya, datados en 500 a c, que eran decorados con imágenes de sus dioses realizados en bellos trabajos de estuco.

Aunque fue en la zona de la Península del Yucatán donde más ciudades se crearon de toda la ubicación de los mayas, fue en el departamento de Petén (Guatemala) donde nació la ciudad más antigua: Nakbé.  Estaba urbanizada con las calzadas características de las ciudades maya en las tierras bajas, con monumentos esculpidos y grandes estructuras arquitectónicas datadas del 750 a.C..

Junto con Nakbe, tenemos dos ciudades maya importantes en la zona, que se consolidaron alrededor del año 350 a c: El Mirador ​y Tikal, que se convertirá en una de las más importantes de toda la cultura maya.

Muchas de estas ciudades fueron abandonadas al final de este período, aproximadamente  el siglo I a.C., ya en el Periodo Clásico, en que la sociedad maya que habitaba estas ciudades debió sufrir algún tipo de colapso. Las causas no se han podido determinar con exactitud, se cree que pudo ser provocado por desastres climáticos y agrícolas que generaron hambrunas que desembocaron en problemas políticos e incluso conflictos bélicos entre las diferentes ciudades mayas de la zona.

 

Periodo Clásico (250-900 d. C.)

El período clásico viene determinado entre el s.III i el siglo IX y está considerado por el período de mayor desarrollo de la cultura maya, alcanzando grandes niveles  en el ámbito cultural, social, religioso y económico.

Durante este período los grupos religiosos se hicieron con el poder político y convirtieron la ya desarrollada religión maya en el eje de la economía, la cultura y del día a día del pueblo, convirtiendo la organización social de los mayas en una estructura perfectamente estratificada y jerarquizada.

En esta época se creó el famoso calendario maya, el de cuenta larga de 5200, que utilizaban para datar los monumentos que construían ya a gran escala en ciudades con un gran desarrollo urbanístico. Éste calendario es, junto a las pirámides, uno de los símbolos más importantes de la cultura maya.  

En él coinciden varias cuentas diferentes: calendario sagrado (de 260 días), ciclo solar (de 365 días), la cuenta larga, la lunar (18 meses), la rueda calendárica (ciclos de 52 años), la cuenta de los señores de la noche (9 días) y la cuenta venusiana (584 días).

En el Clásico Temprano, destaca la ciudad de Teotihuacan en el Valle de México estaba ya consolidada como una de las grandes metrópolis de la cultura maya.  Por otro lado destaca Kaminaljuyú, en las tierras altas del valle de Guatemala, que era una ciudad en expansión hacia 300 d. C..

Uno de las rasgos más importantes y característicos de la cultura maya , era que las las numerosas ciudades-estado que  componían su geografía eran independientes. Aún así todas ellas tienen suficientes rasgos comunes en todos los ámbitos como para que se las considere una única cultura.

El hecho de ser independientes conllevaba que forzosamente se establecieran alianzas entre las diferentes ciudades maya y que al mismo tiempo nacieran enemistades entre ellas. Las más importantes sometían o dominaban al resto, conquistando a las más pequeñas en guerras o por medio de pactos.

Un ejemplo de estas sumisiones y guerras lo tenemos con la ciudad maya de Teotihuacan (Valle de Méjico), que en el Clásico Temprano era ya una gran metrópoli y que en el año 378 d.C.  ejercía su poder sobre Tikal y otras ciudades de su área de influencia. Imponía gobernantes e instalaba en el poder a nuevas dinastías que le eran leales y a las cuales respaldaba a cambio de sumisión y pago de tributos.

Pero a principios de ese año Siyaj K’ak’ («Nacido del Fuego»)  llegó a Tikal para hacerse con la ciudad, gobernada por el rey Chak Tok Ich’aak I. El mismo día de la invasión murió el rey y se tomó Tikal en una sangrienta batalla, pero no fué hasta el año siguiente, el 379 d. C., que Siyaj K’ak’ instaló en el trono a Yax Nuun Ayiin I. En ese momento se inició el dominio de la ciudad por una nueva dinastía que convirtió a Tikal en una de las  ciudades más influyentes y poderosas de la geografía maya, en especial en la zona central del Imperio.

Pirámide maya de la ciudad de Tikal

La otra gran ciudad maya de Petén era Calakmul, rival de Tikal. Ambas ejemplifican las relaciones entre las ciudades-estado ya que establecieron distintos sistemas de alianzas y vasallaje con ciudades menores dentro de su entorno que, a su sombra, tuvieron paz y ganaron prestigio.

Al entrar en conflicto entre sí,Tikal y Calakmul enviaron a sus vasallos a la guerra en distintas ocasiones y dependiendo que quien saliera con la victoria se identifican los períodos de decadencia o esplendor de cada una de estas ciudades maya.​

Estos conflictos, sumisiones y guerras, así como alianzas se replicaron a lo largo y ancho de toda la ubicación de los mayas, en cada una de sus ciudades y regiones.

Al final del periodo clásico (también llamado clásico terminal) se produjo un colapso de la sociedad maya en las tierras bajas del sur, supuso el fin de la mayor parte de dinastías. Se dejaron de construir monumentos y se abandonaron las ciudades.

Los expertos creen que probablemente las causas fueron principalmente guerras internas, sobrepoblación y una grave degradación del medio ambiente para construir las ciudades que desembocó en sequía​s y hambruna en esta región de la geografía maya..

Se cree que los habitantes de ciudades como Tikal se desplazaron hacia el norte del Imperio, a ciudades como Chichén Itzá y Uxmal en las que, paralelamente,  se detecta un incremento de actividad a todos los niveles.

Mapa de la ubicación geográfica maya

 

Periodo Posclásico (950-1539 d. C.)

En este periodo se consumó la decadencia de las ciudades de Chichén Itzá y Puuc, en el siglo XI.  A partir de entonces se producen varios cambios en la cultura maya, que nos permiten diferenciar las nuevas ciudades del Posclásico.

Los núcleos más importantes de población se concentraban básicamente cerca de fuentes de agua permanente. Las guerras de los siglos anteriores habían hecho que las ciudades mayas se ubicaran en cumbres rodeadas de barrancos profundos que facilitaban la defensa en caso de ataque, en algunas de ellas, incluso se construían paredes y se cavaban zanjas alrededor para aumentar la protección.

Una de las características más importantes de este periodo es el cambio en la organización social de los mayas en la que la mayoría de los estados se organizaron en un gobierno conjunto. Se creó el consejo de gobierno en el cual uno de los miembros sería el gobernante supremo de todo el Imperio maya mientras que los demás estados miembros serían los asesores y consejeros. Aún así durante este periodo hubo muchos cambios de poder dentro de la cultura maya.

Poco antes de la llegada de los primeros españoles,  la península de Yucatán se había dividido en varias provincias  independientes, varios poderosos estados mayas dominaban las tierras altas de Guatemala. ​ Los quichés habían conquistado una  gran parte del altiplano occidental de Guatemala y de la llanura costera del Pacífico pese a los constantes desafíos del reino kaqchikel.

cuadro entre el encuentro invasores españoles y cultura maya

Periodo de contacto y conquista española (1511-1697 d. C.)

En 1517, se produjo el primer contacto entre los mayas y los españoles. Una carabela española naufragó en el Caribe, solo una docena de sobrevivientes consiguió llegar a tierra, en  la península del Yucatán y fueron capturados y sacrificados. Solamente dos lograron escapar.

Durante los dos años siguientes, entre 1517 y 1519, tres expediciones españolas independientes arribaron a las costas de Yucatán y Tabasco en las que tuvieron lugar varias  batallas entre estos y los pueblos mayas.

Lienzo de invasión española, Tlaxcala Iximche

La primera gran batalla de la incipiente invasión española se produjo el 14 de marzo de 1519 contra los mayas Chontales de Potonchán en la conocida como la Batalla de Centla. Ésta se saldó con victoria de los invasores.

En el año 1521, Hernán Cortés mandó a Pedro de Alvarado a Guatemala con un ejército formado por miles de hombres armados: guerreros aliados del Norte de México, caballería e infantería que llegaron a Soconusco en 1523. ​En 1524 Alvarado conquistó la capital del reino quiché, Q’umarkaj.

En Iximché, la ciudad capital del reino kaqchikel, los españoles fueron tratados como invitados y aliados, pero estos últimos empezaron establecer fuertes tributos en oro a la población indígena, con lo que las buenas relaciones se rompieron y la ciudad fue abandonada unos meses más tarde.

En 1525 cayó la ciudad de Zaculeu, capital mam. ​ Entre 1527 y 1546 los españoles  conquistaron toda la Península del Yucatán en diferentes batallas contra los pueblos indígenas que habitaban dicha ubicación maya.

En  Petén, Tayasal de los Itzaes, Zacpetén de los Ko’woj y Queixil de los Yanain, fueron las últimas ciudades Mayas y Mesoamericanas en ser conquistadas. Fueron libres hasta el año 1697, cuando Martín de Urzúa  atacó la capital itzá, Noh Petén, que fue derrotada, con lo que caía el último estado independiente del Imperio Maya.